Así funciona Alexa, la inteligencia artificial de Amazon

¡Compártelo!

Alexa amazon marketing en television
MEDION P61110_04 by MEDION Pressestelle con licencia CC BY-ND 2.0.

Hoy vamos a conocer a Alexa, el asistente de voz personal de Amazon. Veremos en qué dispositivos lo encontramos, cómo y para qué se utiliza y con que marcas nos permite interactuar para sacarle un mayor rendimiento.

¿Qué es Alexa?

Alexa es el asistente personal de Amazon. Igual que Siri lo es de Apple, Bixby de Samsung o Cortana de Microsoft.

Es una «voz» programada de modo que pueda responder a las preguntas que le hagamos, ofrecernos información, facilitarnos determinadas acciones o activar distintas funciones de nuestro entorno tecnológico, y todo mientras aprende de nosotros. Es lo que se conoce como una inteligencia artificial básica.

Actualmente (otoño 2017) Alexa no está disponible en castellano, por lo que todos comandos hay que hacerlos en inglés o aleman.

A diferencia de los demás asistentes, el uso principal de Alexa lo haremos desde casa.

¿En que dispositivos funciona Alexa?

Alexa viene incorporada en todos los dispositivos de la marca Amazon:

  • Echo (dispositivo independiente cuya única función es albergar a Alexa -ver imagen superior- y ser un elemento de decoración)
  • Echo Plus
  • Echo Show
  • Echo Sport
  • Echo Connect
  • Echo Dot
  • Echo Look
  • Tap
  • Fire TV
  • Fire HD 8-10 (tablets)

Pero Alexa también puede encontrarse en hardware de otros desarrolladores:

  • Huawei Mate 9 (el primer smartphone en tener Alexa)
  • Samsung SmartThings Hub
  • Otros sistemas de hogar inteligente
  • Ford Sync
  • BMW y Mini (a partir de 2018)

¿Cómo funciona y para qué sirve Alexa?

Alexa viene incorporada en uno de los dispositivos anteriormente mencionados (normalmente será un Amazon Echo), que estará situado en algún punto de nuestra casa. Para que funcione simplemente diremos su nombre y la orden o pregunta correspondiente. Eso si, en inglés:

«Alexa, how is the weather today?»

«Alexa, lights on».

Alexa cumple las ya clásicas funciones del asistente de voz: decirnos la hora, alarmas, temperatura del día, conocer las últimas noticias, responder preguntas, leer el correo, conocer el tráfico, lista de la compra, llamar a un contacto, iniciar la reproducción de música, recordatorios, o, una de las más utilizadas, gastarle bromas al propio asistente.

Amazon se ha aliado con otras marcas compatibles con Alexa para ampliar las funciones, y ya permite solicitar un viaje con Uber, pedir una pizza a Domino’s u otra comida con Just Eat, escuchar podcast del USA Today, buscar vuelos en Kayak o conocer nuestra información financiera si nuestra cuenta está en Capital One.

Además, Alexa tiene otros usos destinados al hogar inteligente y al control de dispositivos, siempre que estos sean compatibles. Así, podremos controlar el encendido y apagado de luces de la habitación, el control de la temperatura del hogar o la apertura y cierre de puertas.

Aquí tenéis un ejemplo en clave de humor del funcionamiento de Alexa:

Mientras «jugamos» con ella, Alexa, como buena inteligencia artificial, aprende lentamente de nuestros gustos, costumbres o nuestra forma de hablar.

Como siempre, el límite somos nosotros.

No te pierdas otros de mis posts:


¡Compártelo!

1 comentario en “Así funciona Alexa, la inteligencia artificial de Amazon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *